• Sustentabilidad y Cerveza Artesanal

mayo 13, 2021

En los últimos años la crisis del cambio climático llegó a nuestros oídos y nos lleva a pensar en medidas para mitigar el impacto que tienen nuestras acciones en el planeta. Por eso nos preguntamos ¿la cerveza es una bebida sustentable? ¿Es posible producir cerveza y cuidar el planeta? Y como consumidores ¿podemos generar un impacto positivo en nuestro consumo?

Por Flavia Quiroz

“Ahorre agua, tome cerveza” decía un cartel que una vez vi en un bar. Seguramente vos también leíste o escuchaste esta frase, pero ¿qué tan real es esta afirmación?  Entre el 85% y el 92% de la cerveza es agua, así que para elaborar nuestras birras favoritas es necesario utilizar cientos, tal vez miles de litros de agua. 

Producir cerveza de manera sustentable es posible. Las prácticas sustentables que pueden realizarse en una fábrica van desde la utilización de energías renovables, como paneles solares o el acopio y recirculación de agua de lluvia, hasta análisis y control de los procesos de elaboración para reducir la huella de carbono del proceso. Todo esto conlleva la realización de inversiones que muchas veces son difíciles de absorber para productores de pequeña y mediana escala, pero no imposibles. 

Sin embargo, la sustentabilidad de un proyecto se basa en generar un triple impacto: generar valor económico, lograr una mirada social e impacto ambiental. La relación con el entorno en el cual desarrolla su actividad es muy importante para ser sustentable; en nuestro país existen algunos productores de cerveza artesanal que apuestan a este nuevo formato de producción: Nuevo Origen en la provincia de La Pampa (la primera microcervecería sudamericana distinguida internacionalmente por la calidad de su proceso de elaboración) y Wesley Brewery en Bariloche, por citar algunos. Estos proyectos se basan también en la relación con las comunidades más cercanas, generando capacitaciones, puestos de trabajo locales y compra de insumos a productores de la zona.

Como consumidores también podemos aportar nuestro granito de arena. Uno de los principales lemas de la revolución cervercera reza: Consume Local: consumir localmente nos permite bancar a productores cercanos que utilizan insumos de calidad y cuidan los procesos. 

Otras acciones sustentables que podemos realizar como consumidores cerveceros podrían ser: la utilización (y reutilización) de los conocidos botellones o growlers de vidrio (consumo que debe estar acompañado de una correcta sanitización y control del recipiente) y reciclar las tan amadas y viajeras latas. 

El consumo de cerveza enlatada aumentó sostenidamente en 2020 e hizo que la cerveza artesanal llegara a todo el país. Este formato tiene muchos puntos a favor: 

  • es compacto, ocupa menos lugar (por lo que la logística de envíos optimiza espacios al despachar el correo, 
  • mantiene y resguarda mejor a la cerveza (evitando el impacto de rayos UV y la oxidación de la birrita) y el punto más sustentable de todos: 
  • ¡ES RECICLABLE! 

    Te recomiendo que incorpores el hábito de reciclar latas. Es super fácil: lavás la lata, le quitás la etiqueta (yo las colecciono, por ejemplo), la aplastás y separás de los residuos diarios y/o húmedos; cuando tengas una buena cantidad de latas, llevalas a un punto verde o punto de acopio para que las reciclen. El aluminio es un metal que puede reciclarse y reutilizarse de manera indefinida.

    Podes buscar puntos de entrega acá: https://www.dondereciclo.org.ar/metales (link sugerido)

    También te recomiendo escuchar un episodio de Lupulados Podcast donde conversamos con Manuel Braga de Nuevo Origen donde nos cuenta más sobre el proceso de trabajo. 

    https://open.spotify.com/episode/7cFmlMHFbSs9htg8PzIM78?si=4_ecD4NlQS25_jdUR1iCbg 

    La incorporación de hábitos consientes generan impactos positivos en el planeta, nunca pienses que lo mínimo que haces no es suficiente ¡todo suma!




    Dejar un comentario

    Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.